• News
    • Celebrities
    • Realeza
    • Sociedad
    • Cine
    • Televisión
    • Música
  • Moda
    • Tendencias
    • Artículos
    • Looks
    • Diseñadores
    • Modelos & Iconos
    • Marcas
    • Complementos
    • Niños
    • Hombres
  • Belleza
    • Cara
    • Cabello
    • Cuerpo
    • Looks
    • Maquillaje
    • Tratamientos
    • Perfumes
    • Celebrities
    • Marcas
    • Hombres
  • Fit
    • Entrenamiento
    • Dietas
    • Nutrición
    • Cuerpo
    • Mente
  • Pareja
    • Amor
    • Sexualidad
    • Salud
    • Divorcio
    • Relatos
  • Padres
    • Alimentación
    • Salud
    • Psicología
    • Educación
    • Ocio
    • Calculadoras
    • Nombres
    • Canciones infantiles
    • Dibujos para colorear
    • Diccionario
  • Cocina
    • Recetas
    • Nutrición y dieta
    • Alimentos
    • Gastronomía
    • Restaurantes
  • Hogar
  • Salud
    • Medicamentos
    • Enfermedades
    • Cáncer
    • Menopausia
    • Alergias
    • Dietética
    • Vida sana
  • Psicología
    • Terapia
    • Ansiedad
    • Depresión
    • Emociones
    • Coaching
    • Relaciones
  • Mascotas
    • Perros
    • Gatos
    • Peces
    • Pájaros
    • Roedores
    • Exóticos
  • Viajes
    • Destinos
    • Consejos
    • Vuelos
    • Hoteles
    • Guía de Japón
  • Horóscopo
    • Zodíaco
    • Horóscopo chino
    • Tarot
    • Numerología
    • Rituales
    • Test de compatibilidad
Buscar

Bekia hogar

Economía doméstica

Cómo limpiar los azulejos del baño

Cómo limpiar los azulejos del baño
FÁCIL Y RÁPIDO

Cómo limpiar los azulejos del baño

El baño es sin duda una de las estancias más importantes de la casa, por lo que una buena limpieza hará que luzca mucho más nuevo.
Cristina López Reques

Una de las estancias del hogar que más suciedad acumula es, sin duda, el baño. A pesar de ser el sitio en el que nos limpiamos, este lugar tiende a acumular bastantes y desagradables imperfecciones, ya que se acumula mucha humedad, lo que provoca moho y hongos. Además, en las juntas de los azulejos también se acumulan cosas, como cal y restos de jabón. Y lo peor no es eso, sino que podemos empeorar la situación cuando queremos limpiar y utilizamos productos que todavía van a dañar más nuestros azulejos.

Azulejos de baño suciosAzulejos de baño sucios

Como seguro que no quieres que tu aseo se encuentre en estas condiciones, desde Bekia te vamos a contar cómo limpiar los azulejos del baño. Primero de todo, debes saber que hay dos principales opciones: recurrir a los productos específicos creados para esta limpieza o hacer tus propios limpiadores y trucos caseros. Tú decides qué prefieres utilizar, aunque antes deberías leer estos consejos para dejar el baño impecable que te damos.

Limpiar los azulejos con vinagre

Uno de los ingredientes más clásicos en cuanto a limpieza se refiere es el de utilizar el vinagre, ya sea para el baño o para cualquier otra estancia o elemento del hogar. Aprende bien este truco porque una vez que lo pruebes no podrás parar de repetirlo. Eso sí, el olor va a jugar en nuestra contra en esta ocasión, por lo que deberías ser prevenido y abrir las ventanas antes de la limpieza.

Vinagre blanco preparado para limpiarVinagre blanco preparado para limpiar

Lo único que tienes que coger es un vaporizador, rellenarlo de agua y echar un buen chorro de vinagre. A continuación, mézclalo bien y comienza a esparcirlo por los azulejos. Te recomendamos que cojas una esponja con estropajo para frotar bien y que salga la suciedad. Recuerda volver a limpiar con agua para quitar el máximo olor del vinagre.

Limpiar los azulejos con bicarbonato

Otro de los productos tradicionales utilizados en limpieza es el bicarbonato. Sin embargo, con este producto debemos tener cierta precaución, pues tenemos que utilizar guantes para evitar daños en la piel de las manos. Además, te recomendamos también que, como en el caso anterior, abras las ventanas para ventilar, pues se trata de un producto fuerte.

Bicarbonato preparado para limpiar el bañoBicarbonato preparado para limpiar el baño

Para limpiar con este remedio tendrás que mezclar bien el bicarbonato de sodio con un poco de jabón líquido. Una vez hecha la mezcla solo tendrás que ir aplicándolo por los azulejos, en función de la suciedad que tengan, pondrás más o menos y te costará más o menos tiempo. Por tanto, nuestra recomendación es que si hay una gran cantidad de suciedad dejes actuar la mezcla de bicarbonato durante unos minutos. También deberás esperar más tiempo en las juntas, ya que es una zona en la que más humedad y restos de jabón y suciedad se acumula.

Limpiar los azulejos del baño con amoniaco

El amoniaco es otro de los productos que se pueden utilizar para hacer un remedio casero que nos permita limpiar los azulejos del baño. Eso sí, recuerda lo que hemos señalado ya anteriormente, la ventilación en estas ocasiones es muy importante. Además, al ser un producto corrosivo también debes utilizar guantes y evitar que no te salpique a la cara o a los ojos. En ese caso, debes aclarar muy bien con abundante agua.

Utilizar el amoniaco suele ser muy recomendable cuando en nuestro baño se han acumulado restos de manchas de cal y de grasa. Lo único que tenemos que hacer es verter un chorro de amoniaco en un recipiente con agua. Tan solo tienes que coger una esponja o bayeta, mojarlo en la mezcla y frotar bien sobre los azulejos. Una vez que los hayas limpiado, coge otra bayeta o trapo que esté sin restos de amoniaco y pásalo por toda la superficie para quitar los restos.

Limpiar las juntas de los azulejos

Debes tener claro que los azulejos no solo son la parte de la baldosa, sino que hay otro elemento muy importante que debes incluir en la limpieza. Se trata de las juntas, una de las partes donde más suciedad se acumula y también de las que más difícil es limpiarlas. Por tanto, debes estar precavido y no dejar que pase mucho tiempo entre una limpieza y otra. Además, si se oscurecen por la suciedad darán un aspecto de vejez a tu baño.

Limpieza de azulejos de bañoLimpieza de azulejos de baño

Para limpiar las juntas entre los azulejos te recomendamos que utilices un cepillo de dientes. Junto a este aparato, debes hacer una mezcla de agua y lejía, uno de los grandes aliados para hacer blanqueamientos. Por tanto, ve mojando el cepillo en el líquido y frota bien para eliminar la suciedad. Cuando termines, pasa otra vez un trapo con agua y jabón para evitar que se queden restos. De nuevo, con este ingrediente debes cubrirte las manos para evitar daños.

Limpiar con alcohol de quemar

Por último, el truco que te proponemos es limpiar los azulejos con alcohol de quemar, un producto que normalmente tenemos en nuestro hogar. Para utilizarlo podrás hacerlo de dos maneras. En primer lugar, verter un poco sobre un trapo y frotar bien los azulejos, comprobarás que se quedan muy brillantes. Aunque también debes fijarte en que el trapo no suelte pelusa.

Limpieza de azulejos con sprayLimpieza de azulejos con spray

Por otro lado, puedes mezclar el alcohol con amoniaco en cantidades iguales, con un chorro de detergente y con abundante agua. Esta mezcla te resultará también muy afectiva y dará muy buenos resultados.

Cómo mantener limpios los azulejos del baño

Estos trucos de limpieza suelen ser muy efectivos a la hora de limpiar la suciedad que se ha acumulado durante un largo periodo de tiempo en los azulejos. Sin embargo, quizás esas manchas estén ya tan incrustadas que sea muy difícil eliminar e, incluso, algunas sean imposibles. Por ello, lo que debes hacer es mantener una pequeña limpieza diaria y seguir los siguientes consejos que te vamos a dar:

  • Ventilar el baño: cuando acabamos de ducharnos notaremos que una gran cantidad de vaho y de calor se acumula en nuestro baño. Por tanto, hay que dar una salida a esto para que no se acumule y estropee nuestro baño. Es muy importante que ventilemos durante unos minutos para evitar que aparezca el moho en nuestros azulejos. De hecho, puedes aprovechar este momento de después de la ducha para limpiar con un trapo, ya que con la humedad será más sencillo quitar la suciedad.
  • Limpia en el momento: no dejes para mañana lo que puedas hacer hoy. Si en algún momento ensucias algo o ves alguna mancha, no esperes a limpiarla, pues cuanto más tiempo pase más incrustada va a estar y, por tanto, será más difícil quitarla.

Artículos recomendados