Menú
Cómo hacer velas caseras
Cómo hacer velas caseras
Paso a paso

Cómo hacer velas caseras

Con los utensilios necesarios y los pasos a seguir no hay excusas para sacar a relucir la creatividad y crear tus propias velas caseras.

Blanca de la Merced Vega Rodríguez

Llenan de luz nuestro hogar, nos dan paz, otorgan un plus de armonía allá donde están, en definitiva, las velas son nuestras grandes aliadas en aquellos momentos en los que queremos conectar con nuestro yo más íntimo y olvidarnos del mundo. Aromáticas, de diferentes colores, desde el rosa pálido, hasta el negro, con formas diversas, si eres amantes de las velas sabes a lo que me refiero, un mundo en el que siempre habrá la posibilidad de tener otra completamente distinta.

La decoración puede tomar un toque especial con el uso de velas de diferentes formas, colores e incluso oloresLa decoración puede tomar un toque especial con el uso de velas de diferentes formas, colores e incluso olores

Si tú también eres de los que se quedan hipnotizados ante este elemento, este artículo es para ti. Hoy os vamos a enseñar cómo hacer tu propia vela casera, perfectas para ti o para ese alguien tan especial, ¿te animas?

Elaboración de velas caseras

Las velas son utilizadas desde hace milenios por el hombre, y no solo se usa para iluminar una estancia, también pueden aportarnos armonía y paz. En determinadas culturas las velas son consideradas como un elemento mágico, las cuales son capaces de irradiar energía positiva, esto también dependerán del color que posean.

Sean mágicas o no, lo cierto es que a todos nos gusta. Y además no deja de ser un regalo único y bastante creativo. Por eso, hoy nos hemos animado a realizar nuestras propias velas casera, un DIY muy sencillo que seguro que os encanta.

Si tú también quieres sorprender con una cena romántica donde las protagonistas sean las velas, sigue estos pasos y deja volar tu imaginación.

¿Qué necesitamos?

- 60 gramos de cera de soja, (este tipo de cera quema más despacio que la cera de parafina)

- 20 gramos de manteca de karité

- 18 gramos de aceite de oliva

- 1 gramo de aceite esencial (20 gotas de aceite de lavanda)

- 1 medidor de cristal

- Tijeras

- Hilo de algodón

- Un trocito de madera

- 1 Tarro o cualquier recipiente de cristal que te guste

Es importante seguir uno a uno los pasos indicados para conseguir el resultado deseadoEs importante seguir uno a uno los pasos indicados para conseguir el resultado deseado

Lo primero que tenemos que hacer es esterilizar el tarro o los recipientes que vayamos a utilizar para crear nuestra vela casera. Recuerda, primero tendrás que lavarlos y luego meterlos en una olla con agua hirviendo en posición vertical. Para que te sea más fácil coloca en el fondo de la olla un trapo para que los tarros no se muevan y cúbrelos con agua hasta que sobresalga por encima de los tarros. Con unos 10 minutos tus tarros estarán listos, déjalos secar por completo.

A continuación, llega el momento de fabricar la mecha para nuestra vela casera. Para ello ata un trozo de hilo de algodón a un palito de madera. Mientras tanto derrite la cera al baño maría y deja que el hilo de algodón empape verticalmente, lo puedes apoyar en el tarro de cristal con la ayuda del palo de madera.

Una vez tenga la cera derretida, añade la manteca de karité y el aceite de oliva. Mézclalo todo al baño maría y deja que repose en un cuenco.

Es muy importante que controles la temperatura, esto es esencial para que luego los aceites queden bien con la mezcla que hemos realizado anteriormente. Con la ayuda de un termómetro ve midiendo la temperatura hasta que llegue a 40º, una vez haya alcanzado dicha temperatura, vierte los aceites esenciales (lavanda). Este paso dará mucho juego, pues depende del aceite que uses tu vela adquirirá un olor diferente. Nuestro truco es que mezcles diferentes aceites esenciales , como lavanda y romero o eucalipto.

Tras este paso llega el momento de verter todo en el tarro de cristal. Ten cuidado de la mecha que previamente habías puesto en el tarro seleccionado. En este paso si lo deseas puedes añadirle purpurina a la vela o cualquier otro elemento decorativo.

Deja que se solidifique la vela. No muevas el tarro de cristal hasta que no estés seguro de que la vela está completamente seca. Es en este momento cuando ya puedes cortar con la ayuda de una tijeras el hilo de algodón sobrante y el palito de madera.

Una vez consigas tu vela podrás decorarla de muchas maneras aportando un toque más personalUna vez consigas tu vela podrás decorarla de muchas maneras aportando un toque más personal

¡Ya tienes tu propia vela! perfecto, ya has elaborado tu propia vela artesanal con elementos naturales y tú solo. Ahora llega el momento de disfrutarlo, ya sea utilizándola como aceite para masajes, o bien como elemento decorativo en tu casa. Puedes crear un rinconcito de velas de diferentes tamaños y colores, sin llegar a ser muy estridente, sobre un tapiz de mimbre. Otra opción es colocar estas velas en la terraza o jardín.

Coloca velas como decoración

Últimamente, hemos visto como en las revistas de decoración aparecían velas colgantes en porches y terrazas, una idea muy original que dará un toque muy chilling a tu hogar. Si tú también quieres tener este tipo de decoración en tu casa, te avisamos de que su elaboración es bastante simple, solo basta con realizar un pequeño soporte o columpio de madera y colgarlo con la ayuda de una alcayata en el techo, y listo.

Artículos recomendados