Menú
Tipos de bombillas
Tipos de bombillas
AHORRO ELÉCTRICO

Tipos de bombillas

Escoger la luz más eficiente para cada estancia del hogar es imprescindible a la hora de ahorrar en la factura de la luz y en la colaboración para la preservación del medioambiente.

Lucía Mejuto de Villar

A la hora de decorar un hogar es muy importante escoger el tipo de bombilla adecuada, ya que según la intensidad y color de la luz nuestra casa puede adquirir una personalidad u otra. Por ejemplo, si quieres que tu hogar desprenda calidez y comodidad lo mejor es que optes por una luz que tire hacia el amarillo y el naranja. En cambio, si la decoración de tu casa es de tintes modernistas puedes optar por una bombilla de un tono más pálido o azulado.

Escoger las bombillas de tu casa es algo que debes hacer con cuidadoEscoger las bombillas de tu casa es algo que debes hacer con cuidado

Sin embargo, elegir la bombilla adecuada también es importante a la hora de controlar la economía del hogar. Optar por una bombilla de bajo consumo como son las LED o apagar la luz al salir de una habitación son algunas medidas que marcan la diferencia, sobre todo en lo que a la factura de la luz se refiere. Por eso, desde Bekia Hogar te queremos aclarar un poco las dudas sobre el tipo de bombillas que puedes encontrar actualmente. De esta forma, podrás decantarte por aquella que mejor se adapte al estilo de tu casa y al dinero de tu bolsillo.

Hay numerosas alternativasHay numerosas alternativas

Escoger la bombilla adecuada

A la hora de escoger una bombilla tenemos que tener en cuenta varias cosas. En primer lugar la temperatura o color de la luz, que se mide en grados Kelvin y que puede ser de tres tonos principales: blanco cálido, blanco frío y blanco puro. Dependiendo de la estancia en la que vayamos a poner la bombilla deberemos decantarnos por un tono o por otro. Por ejemplo, en el caso de la cocina o el cuarto de baño lo mejor es optar por el blanco puro, mientras que el blanco cálido es perfecto para las habitaciones o el salón, ya que su tono amarillo crea un ambiente cálido y acogedor. El blanco frío suele utilizarse para otras zonas como el garaje, el porche o una piscina interior.

Lo siguiente que hay que tener en cuenta es el consumo, que se mide en vatios y que indica la potencia y eficiencia de la bombilla. Este punto es muy importante si lo que queremos es recortar gastos en la factura de la luz, y es que comparar el consumo entre una bombilla y otra puede suponer un gran ahorro de energía. En este sentido también es importante comprobar cuál es la vida útil de la bombilla, es decir su duración, así como los ciclos de apagado y encendido. Por último, en cuanto a la estética se refiere, se pueden encontrar bombillas de diferentes formas: redondas, ovaladas, en espiral, con forma de globo o vela, vintage...

Tipos de bombillas

En cuanto a los tipos de bombillas que se pueden encontrar actualmente en el mercado, éstas se pueden dividir en cinco grupos principales:

Las bombillas incandescentes son muy bonitas como decoraciónLas bombillas incandescentes son muy bonitas como decoración

1. Bombillas incandescentes: son las bombillas tradicionales que funcionan mediante el calentamiento de un filamento de tungsteno. Actualmente es raro encontrar este tipo de bombillas, ya que comenzaron a retirarse del mercado en el año 2009. Su desaparición se debe a que es el tipos de bombilla que más energía gasta, por lo que poco a poco han sido sustituidas por otros modelos que mantienen una luz muy similar pero que son mucho más eficientes.

2. Bombillas halógenas ECO: una de las características principales de este tipos de bombillas es que la luz que dan es muy natural y consumen hasta un 30% de energía menos que las incandescentes. Otra de sus ventajas es que no tendrás que cambiarlas muy a menudo, ya que su vida útil ronda es de 2.000 horas. Además, su encendido es instantáneo y emiten algo de calor cuando están en funcionamiento.

3. Bombillas fluocompactas o de bajo consumo: este tipo de bombillas son uno de los mayores avances en tecnología, ya que consumen hasta un 80% menos que las bombillas normales. Esto se debe a que funcionan con tubos fluorescentes, cuyo gasto de energía es hasta 5 veces menor que el de las bombillas tradicionales y su vida útil ronda entre las 6.000 y 10.000 horas. Sin embargo, no son las más adecuadas para colocar en zonas donde la luz está poco tiempo encendida, como es el caso de pasillos o del baño. Y es que las bombillas fluocompactas tardan unos segundos en encenderse por completo, por lo que no son las más indicadas para colocar en estos lugares donde la luz permanece poco tiempo encendida.

Las bombillas LED se han puesto muy de moda estos últimos añosLas bombillas LED se han puesto muy de moda estos últimos años

4. Bombillas LED: esta es la última novedad en lo que a iluminación se refiere y, sin duda, las bombillas más eficientes del mercado. A pesar de que su precio es elevado, a la larga lo notarás positivamente en el bolsillo. Su duración es 50 veces mayor que el de las bombillas tradicionales, teniendo una vida útil de hasta 50.000 horas y consumiendo hasta un 80% menos de energía. Por otra parte, no generan calor cuando están funcionando y su ciclo de apagados y encendidos es muy elevado. Son perfectas para estancias en las que pasamos la mayor parte del tiempo, como es el salón o el dormitorio, ya que se encienden instantáneamente y reproducen de manera fiel los colores. Además, el uso de este tipo de bombillas tiene la ventaja de ayudar a la conservación del medio ambiente gracias a que se pueden reciclar.

En el mercado podrás encontrar una gran variedad de tipos de bombillas LED, por lo que tendrás que escoger aquella que mejor se adapte al uso que le vas a dar. Además del consumo y la temperatura (color de la bombilla) o el flujo lumínico, también tendrás que tener en cuenta otras características como el tipo de casquillo, el índice cromático que indica cuánto se parece su luz a la luz natural, el ángulo de apertura o su etiqueta de energía para comprobar cuál es el consumo de electricidad con respecto al medio ambiente.

Como has podido comprobar, el universo de las bombillas es muy amplio y con muchas variedades diferentes. Sin embargo, ahora ya sabes cuáles son las más adecuadas para cada estancia de tu hogar y las que más te permitirán ahorrar en la factura de la luz. Pero lo más importante es que escojas aquella que mejor cumpla su función, ya que una bombilla a la que no se le de un uso ineficiente no sólo te hará gastar más dinero de la cuenta en electricidad, sino que tendrá un impacto negativo sobre el medio ambiente. Por eso, si tienes alguna duda sobre los diferentes tipos de bombillas lo mejor es que acudas a un experto que te aconseje.

Artículos recomendados